Cuando le pedí que presentara en Vilanova mi La raó de les sèquies conmovió al público. Lo sabía de antemano. Ahora Francesc Pascual acaba de publicar Arrelats a la brisa, su segundo libro de poemas, en El Cep i la Nansa edicions.

Lo ha hecho en una excelente edición (enhorabuena Quico) en donde hay espacio para decir la poesía pintando. La traducción plástica de los poemas corre a cargo de Ferran Ferrer, cuyo trabajo se puede ver en la galería Prisma de Vilanova.

El caminar por el libro vale la pena. Uno se empapa del ritmo pausado y contundente, de la emoción sin concesiones, de la primera palabra que dice lo que tiene que decir. Todo rememora Rosselló-Porcell. Como él, pocos han sabido cojurar lo mediterraneo. Como en Arrelats…Todo está pensado para conmover. Como es él, como es Francesc.

Y si no, una muestra. Un poema a su mujer.  Eso es decir amor y lo demás, charada.

Arrelats a la brisa

  Arrelats a la brisa, com els pins,
ens abracem
         vora el pedrí
on hem llegit tants versos.
La mar bramula
amb sinuoses pinzellades.
 La pell del capaltard
frega nueses de baladre i gessamí.
Carícies,
cristall de llavis inefables,
alenteixen la saba del desig.
S'esqueixa
en un murmuri d'ombres
la terrosa blancor de les arrels...

El replec de certeses
                    ignorades
es fa insondable als ulls del pensament.

Silenci de savines...
                    L'or glaçat
s'ha fos entre les llàgrimes.

Desarborats,
           ens deixem créixer
en l'esperit més íntim de la flama.

Francesc Pascual.
Anuncios